El cuidado está destinado a pieles maduras con signos de pérdida de elasticidad cutánea y arrugas visibles (tanto mímicas como antiguas), devolviendo la tersura de la piel, mejorando su firmeza y apariencia juvenil.